El mundo a tus pies

El Blog de Carrilé

Moda

¿Cómo limpiar zapatillas blancas?


07 febrero 2018

6 pasos para limpiar zapatillas blancas

Limpiar zapatillas blancas es más sencillo y fácil de lo que parece. Con estos trucos y consejos, podréis lucir las zapatillas Stan Smith de Adidas o las Star Player de Converse como el primer día, a pesar de que tu hijo las haya rebozado en el barro. Tan solo necesitamos agua, detergente de ropa y pasta de dientes para limpiar y blanquear unas zapatillas blancas, ¿preparada? ¡Allá vamos!

  1. Retirar los cordones y las plantillas si son extraíbles
  2. Hacer una mezcla de agua tibia y detergente de la ropa
  3. Aplicar la mezcla con un cepillo de dientes sobre la zapatilla
  4. Retirar el exceso de jabón con un paño húmedo
  5. Lavar los cordones y plantillas por separado
  6. Dejar secar al aire las zapatillas blancas

Como lavar zapatillas blancas

Pasos para limpiar zapatillas blancas

 

No hace falta decir que las zapatillas blancas como las Court Tradition de Nike o las deportivas Superstar son un fondo de armario, incluso más que eso. Son un complemento de moda para nosotras y un calzado imprescindible en el vestuario de un niño. Y aunque antiguamente, las zapatillas se llevaban ‘sucias’, sobre todo las Converse All Star Chuck Taylor, hoy en día eso ha cambiado y las zapatillas debemos llevarlas impolutas.

¿Cómo limpiar zapatillas blancas?

Podrás comprobar tu misma que limpiar zapatillas blancas no te llevará mucho tiempo. De hecho en unos minutos tendrás las deportivas del colegio de tu hijo como nuevas. Si que recomendamos para que la limpieza no sea tan costosa, limpiarlas diariamente con un paño húmedo o una toallita. En el momento que estén más sucias o por lo menos una vez a la semana, si que debemos prestarle más atención a esta limpieza.

  • Lo primero que haremos quitar los cordones y las plantillas para lavarlos por separado y dejarlos impecables.
  • En un bol o en un vaso, haremos una mezcla jabonosa de agua tibia con detergente de lavar la ropa.
  • Para aplicar la mezcla del agua y jabón se puede utilizar un paño suave o un cepillo de cerdas suaves, como uno de dientes. La ventaja del cepillo es que llegará a cualquier rincón y borde de la zapatilla.
  • Con un paño limpio y húmedo, quitaremos el exceso de jabón y la suciedad. Si vemos que aún ha quedado alguna mancha, repetiremos el paso anterior.
  • Los cordones los podemos lavar a mano con agua y detergente, y sino podemos meterlos en una bolsa de tela o malla para la lavadora. Si están muy sucios, podemos ponerlos en agua y lejía durante unas horas. La plantilla si que la debemos lavar a mano para que no se deshaga. Utilizaremos también el cepillo de dientes mezclado con agua y jabón. De esta forma quitaremos todas las bacterias de la plantilla y las dejaremos secar al aire. Hasta que no estén completamente secas no debemos ponerlas de nuevo en la zapatilla.
  • Por último la zapatilla también la dejaremos secar al aire sin que le de el sol directamente y sin que esté cerca de una fuente de calor.

Limpieza de los zapatos

En los post en los que hablamos de la limpieza de los zapatos, siempre hacemos hincapié en que cada piel o material necesita una limpieza específica. Con las zapatillas ocurre igual. Normalmente, las deportivas blancas clásicas son de napa como las Borough de Nike, por lo que todos estos pasos son los que debemos seguir, pero si tu zapatilla es de nobuck o va combinada en esta piel, en vez de usar agua y jabón, podemos recurrir a la mezcla de agua tibia con unas gotas de vinagre. Este truco es el más eficaz para las manchas más difíciles en el ante o nobuck.

 

¿Cómo limpiar el interior de las deportivas?

El interior de las deportivas también se ensucia, y más que eso, se acumulan bacterias por el uso y la humedad. Además de extraer las plantillas y limpiarlas por separado, debemos tener en cuenta el material del que estén fabricadas.

Si las plantillas son de piel, podemos hacer una mezcla de agua tibia con vinagre y aplicarla con el cepillo de dientes. Si son de tela, seguiremos el paso del punto anterior con agua y jabón.

Para evitar el olor del interior de las zapatillas, además de limpiar las plantillas de esta forma, también podemos aplicar bicarbonato y dejarlo actuar toda la noche. Al día siguiente, quitaremos el bicarbonato sacudiendo la zapatilla.

 

¿Puedo lavar las zapatillas en lavadora?

Muchas de vosotras estaréis pensando en la opción de lavar las zapatillas en lavadora y evitar hacer todo esto. Como os comentamos en un blog anterior, los fabricantes de calzado no recomiendan lavar las zapatillas en lavadora. Los pegamentos y algunos de los materiales con los que están fabricadas, no están preparados para la lavadora. Esta limpieza puede perjudicar a tus zapatillas, despegándose la suela o destiñendo. Aunque si ya están muy usadas o vas a probar a lavarlas así, sigue los consejos que os dimos de cómo hacerlo.

Es mucho más preferible, dedicarle unos minutos a lavar a mano tus zapatillas blancas que usar la lavadora. Además nunca se deben secar en secadora. Siempre al aire libre y sin que les de el sol.

 

Trucos para blanquear las suelas de tus zapatillas

Las deportivas y zapatillas blancas, además de ensuciarse pueden coger un color amarillento por el uso o por la exposición al sol. Ten en cuenta estos trucos para blanquear la zapatilla o la suela una vez que las hayas limpiado.

Para la parte superior de la zapatillas, si es de piel napa, puedes usar crema hidratante, tinte o betum, crema desmaquillante, pasta de dientes o una mezcla de agua con unas gotas de amoniaco. Todos estos productos deben aplicarse con un paño y en poca cantidad, añadiendo más según el estado de la zapatilla.

Algunas veces son las suelas las que se quedan amarillentas. Y no solo en las deportivas, sino en cualquier zapato con suela blanca. Estos productos que te vamos a decir, los podrás aplicar en cualquiera de ellos, siempre y cuando la suela sea blanca. Para ellos puedes usar acetona, alcohol, pasta de dientes o borrador mágico. Lo mismo que con la zapatilla, hay que aplicar poca cantidad y según como vaya quedando, aplicar más.

 

¿Cómo limpiar lonas blancas?

Hasta aquí hemos visto como limpiar las deportivas de piel blancas de niños y adultos, ya que la limpieza es la misma. Pero muchas os preguntaréis como limpiar vuestras lonas 2750 de Superga . En este post os anticipamos un pequeño consejo, antes de hacer un blog especifico de cómo limpiar zapatillas de tela.

Si la tela de las Chuck Taylor blancas de Converse está sucia, haz una mezcla de agua tibia y jabón neutro y frótalas con un cepillo de dientes. Si la zapatilla tiene fuertes manchas, échales un poco de bicarbonato y retira los restos con un paño húmedo. Este truco, además blanqueará la tela cuando este amarillenta. Sobre todo y más importante, no dejarlas secar al sol.

 

La importancia de guardar bien las deportivas blancas

Lo que más influye en el estado de una zapatilla es su uso sin ninguna duda y así lo vemos en las deportivas del colegio de los niños. Pero eso no significa que sea lo único.

Para conservarlas en perfecto estado, además de seguir estos pasos para limpiar zapatillas blancas, debemos guardarlas en su caja con papeles dentro para que no se deformen. Aunque siempre hay que guardarlas limpias y sin que estén húmedas.

También es importante usar pikys de algodón para que no se humedezcan demasiado los forros interiores ni la plantilla con el sudor. Con esto además de evitar que se acumulen muchas bacterias en la zapatilla, es mucho más cómodo para nosotros.

 

A partir de ahora ya no hay excusa para lucir unas zapatillas de deporte blancas como el primer día. ¿Lo habéis probado ya? Dejarnos vuestro comentario y si habéis descubierto algún otro remedio casero, también lo podéis compartir con nosotros.

 

Compartir:

AGREGAR COMENTARIO


He leido y acepto la política de privacidad*